El papa Francisco nombra cardenal a Diego Padrón

El papa Francisco nombra cardenal a Diego Padrón

El papa nombró hoy en una ceremonia en la plaza de San Pedro a 21 nuevos cardenales, entre los que se encontraban el venezolano Diego Padrón, dos españoles, tres argentinos, un colombiano, que son ejemplo de la Iglesia universal que quiere Francisco.

De estos, 18 nuevos purpurados son menores de 80 años y por tanto podrán ser electores en un futuro cónclave para elegir al próximo pontífice. Actualmente hay 137 cardenales electores, aunque cinco cumplirán el límite de edad en estos últimos meses de 2023.

El papa también nombró cardenal, aunque mayor de 80 años y por tanto no elector, al venezolano Diego Padrón Sánchez, arzobispo emérito de Cumaná.

Ante decenas de miles de personas reunidas en la plaza y la presencia de 75 cardenales llegados para este consistorio y tras la lectura en latín del ritual de creación de cardenales y la proclamación de los mismos, los purpurados se presentaron uno a uno ante el pontífice para recibir de rodillas el birrete cardenalicio rojo y el anillo, que son los dos signos del cardenalato.

Asimismo, a cada cardenal, se le asignó el título o diaconía de una Iglesia de Roma, símbolo de la ayuda al papa en la diócesis de Roma.

Ser como una orquesta

En su homilía, el papa les invitó «a recordar con gratitud el don de haber sido evangelizados y de haber sido sacados de pueblos» diferentes porque «la Iglesia Madre, que habla en todas las lenguas, que es una y es católica».

A los nuevos purpurados, el papa les recordó que la Iglesia «no vive de rentas, ni mucho menos de un patrimonio arqueológico, por valioso y noble que sea» y que «la Iglesia y cada bautizado vive del presente de Dios, por la acción del Espíritu Santo».

«Ustedes, neocardenales, han venido de diversas partes del mundo y el mismo Espíritu Santo que fecundó la evangelización de sus pueblos ahora renueva en ustedes su vocación y misión en la Iglesia y para la Iglesia», dijo.

Y señaló que su misión como nuevos miembros del colegio cardenalicio es asemejarse «a una orquesta sinfónica, que representa la sinfonía y la sinodalidad de la Iglesia».

«Cada uno brinda su aporte, a veces solo, a veces unido a algún otro, a veces con todo el conjunto. La diversidad es necesaria, es indispensable. Pero cada sonido debe contribuir al proyecto común. Y para eso es fundamental la escucha recíproca. Cada músico debe escuchar a los demás Si uno sólo se escuchase a sí mismo, por más sublime que pudiera ser su sonido no beneficiará a la sinfonía», dijo el papa abogando por la unidad de la Iglesia.

Y agregó: «Queridos hermanos y hermanas, nos hace bien reflejarnos en la imagen de la orquesta, para aprender cada vez mejor a ser Iglesia sinfónica y sinodal».

Fuente: EFE.

Síguenos en WhatsApp, Telegram, Instagram, Facebook y Twitter para recibir en directo todas nuestras noticias.

Solverwp- WordPress Theme and Plugin